Cómo evitar el bumping

El bumping es uno de los mayores problemas que puede tener una persona que desea proteger su casa de todo tipo de peligro. El bumping es como se le conoce a la maniobra para abrir cerraduras, sin tener que usar la llave original de esa cerradura.

El bumping se lleva a cabo con una llave especial, la cual imita la apariencia de la llave de la cerradura permitiendo la apertura de la puerta, con la ayuda de un poco de fuerza bruta.

Muy usada

El bumping es una práctica muy utilizada por los cerrajeros, con el objetivo de permitir que las puertas trancadas puedan ser abiertas, sin tener que dañar el sistema de cerrojo de la misma. En el caso de perder la llave de la casa o cualquier puerta, el bumping es la opción ideal.

El problema con esta práctica tan habitual y efectiva, es que no solo los cerrajeros la están utilizando, también los están haciendo los delincuentes, quienes buscan ingresar a las casas deshabitadas temporalmente, para luego robar todo lo de valor que hay en su interior.

Nuevos sistemas de seguridad

En vista del riesgo que está trayendo el bumping, no es de extrañar que las personas estén desesperadas por tener nuevos mecanismos de seguridad, que puedan evitar los robos de pisos, los cuales se han vuelto una práctica muy habitual.

Una solución para los propietarios preocupados, son las cerraduras contra el bumping. Estas cerraduras vienen con un sistema especial, el cual evita la apertura de la misma con la ayuda de una llave de bumping.

Es necesario tener en cuenta que, este tipo de cerraduras son especiales y no se pueden encontrar fácilmente en todo tipo de tienda de ferretería, ya que solo los expertos en cerraduras pueden hacer un sistema especial antibumping. Por suerte, hay muchos profesionales con la experiencia y la calidad que exigen los consumidores.

Esta entrada fue publicada en bumping. Guarda el enlace permanente.

Deja un comentario